Cierre de fronteras: nuevas restricciones para el ingreso al país

Se suspenden los vuelos aerocomerciales desde Brasil, Chile y México, y se incorporan mayores testeos para las personas que ingresen a la Argentina.

Imagen del articulo

La Jefatura de Gabinete de Ministros, mediante la Decisión Administrativa 268/2021, aprobó nuevas exigencias para el ingreso al territorio nacional desde el exterior y suspendió los vuelos directos aerocomerciales de pasajeros que tengan como origen Brasil, Chile y México, como consecuencia de la situación crítica en sus respectivos sistemas de salud, y del surgimiento de otras variantes del SARS-CoV-2, con más transmisibilidad y, potencialmente, más gravedad. Esta norma entrará en vigencia a partir de las 0:00 horas del día 27 de marzo de 2021.

 

Solo se admitirán los vuelos desde Brasil, Chile y México hacia la República Argentina, con fecha de ingreso programada dentro de las 48 horas de entrada en vigencia de la medida; y los vuelos necesarios para el regreso de las personas nacionales y extranjeras residentes que se encuentren en los destinos indicados, siempre que dichas personas hubieran salido del país previo a la entrada en vigencia de la norma y con fecha de regreso programada posterior a las 48 horas.

Para el ingreso gradual al país de las personas habilitadas, el Ministerio de Transporte, a través de la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC), la Dirección Nacional de Migraciones (DNM) y la autoridad sanitaria nacional coordinarán las acciones para determinar los parámetros a aplicar a las operaciones de servicios de transporte internacional de pasajeros y pasajeras según las capacidades operativas de los pasos internacionales habilitados. Podrán establecer otras excepciones, previa consulta con la autoridad sanitaria nacional, con el fin de atender circunstancias de necesidad.

La ANAC, en coordinación con la DNM, mantendrán inicialmente una disponibilidad de 2000 plazas diarias de ingreso y egreso en vuelos aerocomerciales internacionales de pasajeros, y establecerán sobre esa base un flujo decreciente y gradual, y similar temperamento se aplicará respecto del transporte marítimo y fluvial internacional de pasajeros hasta alcanzar 1 buque semanal internacional.

Sin perjuicio de lo anterior, el efectivo ingreso de personas y/o medios de transporte autorizados estará supeditado al estricto cumplimiento de las condiciones vigentes al momento del ingreso y de las establecidas en la presente decisión administrativa.

Por otro lado, se amplían los requisitos para el ingreso al país de las personas autorizadas, añadiéndose a los existentes, los siguientes:

  • Realizar una prueba para SARS-CoV-2 al arribo al país y otra al séptimo día del ingreso como condición de finalización del aislamiento obligatorio. El costo de ambas pruebas deberá ser asumido por la persona que ingresa al país, y deberá efectivizarse en la forma que establezcan las autoridades competentes;
  • Quienes resulten positivo en la prueba para SARS-CoV-2 al ingreso al país deberán realizar a continuación el test de PCR para su secuenciación genómica. Adicionalmente, las personas afectadas y sus “contactos estrechos” deberán cumplir el aislamiento en los lugares dispuestos por las autoridades nacionales correspondientes y destinados a tal fin, hasta tanto se efectúe el traslado seguro hasta su localidad de residencia, si correspondiera. La estadía en los citados lugares de aislamiento será a cargo de la persona que ingresa al país.
  • Quienes resulten negativo en la prueba realizada al arribo deberán cumplir con el aislamiento obligatorio en los respectivos domicilios denunciados a tal fin en su declaración jurada de ingreso al país, por el término de 7 días desde la toma de la muestra del test realizado al momento de ingreso al país. De resultar positivo el test practicado al séptimo día de arribo al país, se arbitrarán los recaudos para que la autoridad nacional competente secuencie genómicamente la muestra de laboratorio y la autoridad sanitaria local realice el inmediato rastreo de los contactos estrechos de ese viajero. Todos los costos de las pruebas de secuenciación deberán ser asumido por la persona que ingresa al país.

La actividad desarrollada por los operadores turísticos, relativa a la comercialización de viajes de egresados internacionales, requerirá la presentación ante el Ministerio de Turismo y Deportes de una propuesta de protocolo sanitario que contemple los controles que requiera la autoridad sanitaria nacional y que incluya, respecto de los test PCR, las certificaciones del centro de testeo del lugar de destino en el exterior, emitidos por la autoridad sanitaria de ese país, quedando suspendidos los servicios ofrecidos hasta tanto se realicen las autorizaciones y validaciones respectivas, se apruebe el correspondiente protocolo sanitario y los destinos estén autorizados para la operación de transporte internacional de pasajeros.

 

 

Fuente: Erreius